lunes, abril 23, 2007

La maldición del paraguas


Apañado voy si a la absurda cantidad de compras interesantes que ya tenía en mente le tengo que añadir nuevos títulos.
Porque la verdad es que no tenía en mente comprar esta nueva entrega del amigo Trondheim. Pero como La Isla de Borbón me dejó tan buen sabor de boca, al final le eché un vistazo.
Resultado, uno de las recomendaciones del Salón. Sin duda ninguna.

En La maldición del paraguas, Trondheim vuelve a recuperar el toque autobiográfico que nos presentó en Mis Circunstancias. Todos aquellos que disfrutasteis con ese tebeo, tenéis una compra obligada.

Pero no se limita a hacer un V 2.0 de su vida.
En esta ocasión, aunque el contenido autobiográfico es muy elevado, enfoca la obra como un diario de apuntes, pequeñas anécdotas más que una historia continuada, llegando por momentos al carné de viaje.

De hecho, sus viajes y visitas a festivales son los que nos dejan las anécdotas más divertidas.
Impagable la que le sucede con Larcenet en Angouleme.
No sé si es 100% real, pero sabiendo quienes son los protagonistas, no lo dudo.


Ya en Mis Circunstancias, Trondheim dejaba claro que no era un tipo muy equilibrado. Hipocondríaco, misógino, obsesivo, etc...
Lo mejor, es que lo reconoce y es capaz de reírse de si mismo.

Uno de los tebeos más divertidos de los últimos tiempos y, sin duda, uno de los tebeos del Salón.

1 comentario:

willy dijo...

ey, coincidimos!!!